Metrovacesa - ¿Qué es el internet de las cosas?

Noticias Sectoriales ¿Qué es el internet de las cosas? ¿Qué es el internet de las cosas?

El desarrollo tecnológico ha supuesto toda una revolución que ha convertido las viviendas en hogares inteligentes.

La tecnología no deja de sorprender y, en apenas unos años, la viviendas tradicionales han incorporado buena parte de los avances proporcionados por el desarrollo tecnológico. Desde la automatización de las instalaciones con un sistema domótico a la incorporación al hogar de aparatos inteligentes como los asistentes de voz, el interior del hogar ha sufrido una intensa transformación.

Pero ¿qué es el internet de las cosas? Lejos de ser una apuesta de futuro (que también), la revolución tecnológica ha sabido hacerse un hueco en el interior de muchos hogares y se estima que, en pocos años, se cuenten por miles los dispositivos conectados entre sí y con la red.

Ese es, precisamente, el principio que da respuesta a la cuestión de qué es el internet de las cosas, un concepto surgido hace décadas en el Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT). El término viene a definir la relación entre objetos y personas e, incluso, entre los propios objetos que se conectan entre sí y con internet para ofrecer datos en tiempo real, algo así como la digitalización del mundo físico.

dispositivos de domotica

Características de un hogar inteligente

La aplicación práctica del internet de las cosas en el ámbito de la vivienda se traduce en lo que se ha dado en llamar ‘hogar inteligente’. La idea sobre la que se asienta es que los propios elementos que la forman interactúen entre sí de manera que sean capaces de tomar decisiones basadas en los hábitos y necesidades de quienes las habitan.

Los sistemas domóticos ya avanzaban buena parte de las ventajas del hogar inteligente, residencias que ganan en seguridad, eficiencia y comodidad. Estas son algunas de las características principales de este tipo de viviendas, cada vez más extendidas en el parque inmobiliario actual. ¿Encender las luces a kilómetros de distancia? ¿Recibir un aviso en caso de una avería de agua? ¿Regular la temperatura de la calefacción de manera autónoma? Deja de imaginarlo porque todo esto ya es una realidad.

Internet de las cosas: ejemplos

En la actualidad es posible encontrar cerraduras que puedes abrir de manera remota, incluso, manteniendo una charla antes con quienes te van a visitar, pero, además, también hay sistemas capaces de enviarte alertas con quienes entran o salen del hogar. ¿No te convence? Pues ahí va otro ejemplo de internet de las cosas en el hogar: la iluminación.

La instalación eléctrica también es susceptible de sucumbir al desarrollo tecnológico y no es extraño encontrar viviendas en las que las lámparas se encienden o apagan de manera remota o programada. Las hay, incluso, capaces de avisar cuando alguien llega al hogar o regular la intensidad y color a placer.

Más populares aún son los asistentes virtuales. Estos aparatos (desarrollados ya por numerosas compañías) interactúan con la persona a través de comandos de voz, ejecutando órdenes de todo tipo. ¿Te gustaría saber qué tiempo hará mañana? ¿Poner música de ambiente para una cita romántica? ¿Consultar tu agenda? Sus posibilidades son de lo más variopintas y, en función del resto de aparatos conectados al internet de las cosas en el hogar, pueden abrirte un mundo de posibilidades.

instalación internet de las cosas

Electrodomésticos inteligentes

¿Imaginas el tiempo que podrías ahorrarte en tareas domésticas si pudieran trabajar de manera autónoma? Aunque aún queda mucho camino por recorrer son ya numerosos los ejemplos de internet de las cosas aplicados a estos aparatos.

Pero ¿qué son los electrodomésticos inteligentes? Se trata de elementos que puedes controlar desde tu smartphone, tablet y hasta la smart Tv o, lo que es lo mismo, aparatos conectados a la red capaces de interactuar contigo y entre ellos. Un aire acondicionado que se enciende minutos antes de llegar a casa o regula la temperatura e, incluso, lanza un aviso cuando se abre una ventana; lavadoras que dosifican el detergente en función de la suciedad o el peso de la ropa tras conectarlas mediante un mensaje de texto…

Quizás el ejemplo más conocido de este tipo de aparatos sea el frigorífico inteligente. Las principales marcas del sector ya disponen de modelos capaces de inventariar el contenido y avisarte, por ejemplo, de la fecha de caducidad de ciertos productos, sugerirte recetas y ¡hasta hacer la lista de la compra!

cocina inteligente

Tendencias tecnológicas: qué nos depara el futuro

Imaginar una casa controlada por un sistema domótico o apostar por el internet de las cosas para conectar todos los objetos en viviendas inteligentes da un poco de vértigo pero, en la práctica, ese desarrollo tecnológico abre un universo de posibilidades.

No se trata únicamente de viviendas inteligentes que mejoren nuestra calidad de vida. Las tendencias tecnológicas van más allá. Al margen del ahorro energético, la seguridad, la accesibilidad o el confort en el hogar, el internet de las cosas tiene aplicación práctica en muchos otros ámbitos. ¿Qué te parecería tener unas zapatillas que registraran el tiempo que dedicas a correr durante la semana y a qué velocidad? ¿Y un cepillo de dientes capaz de recomendarte una visita al dentista cuando fuera necesario?

Las viviendas inteligentes son solo la punta de un ‘iceberg’ que otras tendencias tecnológicas complementan dibujando un futuro de lo más prometedor. Objetos conectados para controlar nuestra salud, smart cities donde miles de sensores de todo tipo registran datos de tráfico, consumo energético o hábitos ciudadanos para hacerlas más eficientes, vehículos conectados que diseñan estadísticas sobre conducción o elementos esenciales de seguridad…

Anterior: viviendas en Barcelona